Capítulos

3 de septiembre de 2014

DOMINGO 7: Bailar al muerto



Innumerables antecedentes existen de la fijación de diferentes culturas con el baile de sus muertos, pero era difícil imaginar que algún día impondría la política de estado de algún país, aunque fuera en el más tarado de todos, tal cual ha hecho méritos sobrados la República Bolivariana (“RB”) para llevarse esa distinción. Los pobladores del interior particularmente, quizás recuerdan , y hasta seguirían participando en  las largas procesiones con el cajón llevando al difunto por las calles, a la iglesia, y luego al cementerio, entre hombros moviéndose de derecha a izquierda,  y viceversa, y cortos pasos muchas veces hacia adelante y hacia atrás. 

Tratando inútilmente de evitar el llegar a la fosa con  boca abierta,  cansada de esperar,  también el régimen de “RB” se entretiene en una prolongada danza macabra, que supone le aleja de la inevitable sepultura. Es oficial, aplazar lo que no tiene remedio es el mandato en lo adelante. El aumento del precio de la gasolina, la subida del transporte, de estacionamientos, las libretas de racionamiento capta-huellas,  la  pulverización del bolívar, la deuda sin pagar a productores nacionales, aerolíneas, dotación de empresas expropiadas, paralización de obras públicas, castigo a corruptos, entre otros, serían serios tropiezos que se quisieran esquivar con  el ritmo casi paralítico de su procesión.

  

Bailar al muerto en “RB”, por ratos con pleno abandono a una fiesta como si fuera “la hamaca” del carnaval de San Millán en Puerto Cabello, igualmente tendría estaciones para vociferar entre el licor, café y chistes, sobre la pronta llegada de un reino rojo de los cielos. Con aclamaciones pagadas por adelantado, uno de los funcionarios oficiantes condena los reclamos de medio pueblo que viviría equivocado, y lo cual demostraría su impedimento para ver  lo bueno de la escasez de productos en el mercado nacional, repuestos y medicinas; precios de gasolina, alimentos y de las ausentes luz y agua por las nubes;   libreta de racionamiento “capta-huellas”, y el bolívar que llegó de primero a la tumba, y tiene tanta tierra encima, que no saldrá a flote jamás.

La hambruna, el desempleo, los bolsillos vacíos, quizás reflejarían asimismo  que si "le duele a la burguesía, es bueno para el pueblo", por extensión del reciente criterio apuntado por Diosdado Cabello, primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela. Las burlas ya sobrepasan la elemental tolerancia y no se aguantan en la calle, pero aún siguen propuestas como la de la voluntaria María Estrella Uribe,  con su ofensa a los cristianos de la oración “Chávez nuestro que estás en los cielos, en la tierra, en el mar y en nosotros los delegados… santificado sea tu nombre, venga nosotros tu legado para llevarlos a los pueblos… danos hoy tu luz para que nos guíe todos los días y no nos dejes caer en la tentación del capitalismo más líbranos de la maldad, oligarquía y el delito del contrabando, por los siglos de los siglos amén. Viva Chávez”.

En 15 años de una sola cadena de disparates, siempre continuada con un eslabón todavía peor al anterior, para la gente que sigue libre de demencia queda el consuelo del conjuro de Abraham Lincoln, para quien "Puedes engañar a todo el mundo algún tiempo. Puedes engañar a algunos todo el tiempo. Pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo”. Por bastante que se estire la caminata fúnebre, entre los que saben que el muerto, temprano o más tarde, no se salvará de su sepultura, a la vez que bailan el cajón, muy bajo susurran la letra de la cancion: “que quieras, que no quieras que allá vas”. 


 



6 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Me uno a tus esperanzas, por creer que ayudo a hacerlas realidad, me la paso escribiendo como una contribución a despertar conciencia sobre el aparentemente interminable mal sueño.

    ResponderEliminar
  3. HAY MUERTOS QUE NO SE BAILAN NI SE LLORAN, MIENTRAS MAS PRONTO LLEGUENAL HUECO, MEJOR.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Estamos viendo el derrotero de la RB. Solo tenemos que poner lo mejor de nosostros , mientras vemos pasar la caravana funebre

    ResponderEliminar