Capítulos

12 de agosto de 2017

REÍR POR NO LLORAR

El inquietante enunciado de “Reír por no Llorar” repite la letanía desesperada de la mayoría de la población venezolana, para sobrevivir a la avalancha de disparates que se le vienen encima a cada hora, debido a encadenados intentos del régimen por extender su agonía con emboscadas, represión y medidas dictatoriales. La “Declaración de Lima de  mediados de semana, expresó que Venezuela "ya no es una democracia” -o sea lo opuesto, una tiranía  según el decir criollo-.


Ha sido un nuevo pregón, pero en voz muy  alta,  que se suma a calificadas denuncias de afuera y de adentro.  Resalta igualmente la constante protesta de la legítima fiscal general de la república, Luisa Ortega Díaz,  cuyo cargo ha sido usurpado por mandato
grotesco y acciones tiránicas de una Asamblea Nacional Constituyente nacida del fraude. Para aumentar la ofensa a la ciudadanía, con apoyo militar, de madrugada también ha sido violentado el recinto del palacio federal, donde se reúnen los miembros del poder legislativo, unicameral, electos en votación popular en diciembre de 2015,  y en funciones hasta 2021. Así mismo, en más acciones irrespetuosas y hasta cómicas, en contrabando en baúles de automóviles se trata de colar a funcionarios de origen bastardo; y el recurso de entrar por las ventanas sería arma declarada de encumbrados oficialistas, con descaro,  sin ninguna vergüenza, aún en países extranjeros.  




Acontecimientos repetidos en pocas semanas, los cuales podrían advertir  la urgencia de “Reír por no llorar” de forma voluntaria,  antes de que se haga obligatorio por imposición de tribunales militares o bajo las fuerzas de sus gendarmes.


En esa onda de “reír por no llorar”, a falta de medidas más serias, ya ensayadas de toda clase y sin éxito en los últimos dieciocho años, quizás proceda cambiar de rumbo hacia terapias alternativas aun sin probar, que asomarían por azar en esta fecha de recuerdos de natalicios famosos el 8 de agosto, del venezolano Simón Díaz, compositor del “Caballo Viejo  entre miles de obras musicales; y del 12  del súper célebre mexicano Mario Moreno Cantinflas.

Mientras tanto, la angustia crece igualmente desde la guarida del gobierno con arrebatos de visible demencia ocasionados por disposiciones regulativas del departamento de estado norteamericano, junto a países de la comunidad europea y algunos latinoamericanos.  Están desconcertados ante la congelación en el extranjero de propiedades y abultados depósitos bancarios, anulaciones de visas y hasta expulsión de embajadores.  La ridícula respuesta por los momentos, es la de repartir la famosa réplica de la espada de Bolívar, una valiosa joya convertida en condecoración bolivariana, que ha sido entregada a sanguinarios dictadores, y ahora también en desagravio a nativos repudiados afuera por su vinculación con delitos de estado.

Para suavizar ese rudo panorama de locos inducidos y de los locos contagiados, en esta materia sí aplica la muletilla “de lado y lado”, un refugio podría estar, por ejemplo,  en el canto benévolo a la locura, en poema sobre fantasías mentales incurables, como aparece en YouTube (https://www.youtube.com/watch?v=YHQzmBRwVUk).  Allí,
Cecilia Todd y el propio Simón Díaz, interpretan la tonada escrita al alimón con el poeta mayor Aquiles Nazoa,  titulada “El Loco Juan Carabina”.

Con la ayuda de todos, desde cualquier rincón, habría que evitar que  los venezolanos,  empujados por desalmados opresores, sigan muriendo en las manifestaciones de calles, y caigan vencidos en el oscuro túnel de la supresión de libertades, en la antesala de un manicomio del  tamaño del país entero.

De otro lado, Mario Moreno Cantinflas, quien tendría hoy 106 años, con ojos puestos sobre  miserias colectivas,  dejó dosis de claridad para  horas de desconcierto, que vale repetir, al menos parcialmente… Para ubicarse en el terreno que toca, se preguntó “Tengo una duda: ¿está todo muy caro o es que yo soy pobre?”  (RISAS) Luego pasaría a sentenciar que  “El mundo debería reírse más pero después de haber comido”… (RISAS DE NUEVO)  “El humor es cosa sería y la seriedad es una cosa que hay que tomar con humor”… (RISAS)  “El poder político es simplemente el poder organizado de una clase para oprimir a otra”… (ES UNA TRAGEDIA)  “Yo amo, tú amas, él ama, nosotros amamos, ustedes aman, ellos aman. ¡Ojalá no fuese conjugación sino realidad!”.   


El artículo adosado forma parte de “Experiencias Mayores”, suplemento en el programa “Estamos en el Aire”, a las 4:30 de la tarde, cada sábado, por http://www.radiorumbos670am.com.ve/, en cuya discusión los interesados pueden tomar parte por los teléfonos +58 212 284.04.94 y 285.27.35, o mediante mensajes directos por Twitter, a Josué Fernández, @jodofeal, o aquí en www.comunicadorcorporativo.blogspot.com




  







5 de agosto de 2017

RENUNCIA Y EMPODERAMIENTO FALLIDO



En medio del desconcierto social provocado en Venezuela por distintos agentes, a la par conviven factores  de renuncia natural y de empoderamiento fallido como complementos que se cuelan por rendijas de las mentes de los venezolanos.  Tal es el aturdimiento sin embargo, que quizás resultan de poca relevancia ante el exagerado recrudecimiento de asesinatos, represión desatada, mentiras, insultos, presos políticos tras juicios amañados, a los que se suman repetidos encarcelamientos de los líderes Antonio Ledezma y Leopoldo López;  y consumados arreglos de votaciones con serias sospechas de fraude, en un conjunto ajeno a la Constitución Nacional refrendada en 1999.

Muestra reciente de empoderamiento fallido, derivación del incumplimiento de compromisos confiados y contraídos,  surgiría de la ruptura de raíz de la gestión mediadora que dejaría inconclusa el ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero. La respuesta lógica al regaño público del mandamás criollo, agravado por una pretendida sumisión expresa del español, casi mercenaria entre jefe y subordinado, con reproche por “inconsulto” del comunicado conciliador del 30 de julio.

La descalificación de Rodríguez Zapatero entraría en los cuentos de adultos tratados como si fueran niños de pecho, y sepultaría el recuerdo que se tenía en Venezuela y España de su famosa y digna intervención en Santiago de Chile, casi una década atrás, en la clausura de la “Décimo Séptima Cumbre Iberoamericana”.


En estas latitudes, Rodríguez Zapatero vivía en la mente de muchos como el noble personaje que estuvo al lado del rey Juan Carlos I, en el momento en que se dirigió a  Hugo Chávez, señalándole con la mano, al grito de "¿Por qué no te callas?". Vale recordar que, en el estilo descalificador del difunto Chávez, dejado como testamento de camorrero a su sucesor Maduro, la afrenta que ocasionó el repudio del Rey iba contra el  ex presidente José María Aznar, del que Chávez se mofaba y acusaba de "fascista". La perorata desbordada del que aún es llamado por aduladores como “comandante galáctico, universal y celestial”, o sea Chávez, igualmente culparía a Juan Carlos I de pasividad en 2002, tras su renuncia a la presidencia “bolivariana” según manifiesto de los militares. La paradoja del antes y del ahora, está en que Rodríguez Zapatero habría descendido en estos años  de la cima política de España, al foso  de los colaboracionistas de la última dictadura caribeña, retribuidos tal vez con fondos petroleros de dudosa procedencia.

A propósito de esa renuncia de Hugo Chávez en el 2002, la misma constituiría en realidad un efecto de empoderamiento fallido, de poder perdido al acabar vencido el sujeto por su misma negligencia. Al menos, esa fue la percepción de muchos tras la versión televisada a cargo del general Lucas Enrique Rincón Romero, en la madrugada del 12 de abril, expresando que, cita fiel,  “los miembros del Alto Mando Militar de la República Bolivariana de Venezuela deploran los lamentables acontecimientos sucedidos en la ciudad capital en el día de ayer.  Ante tales hechos, se le solicitó al señor Presidente de la República la renuncia de su cargo, la cual acepto”…

De regreso al asunto del empoderamiento fallido, lo correcto era y es la renuncia,  cuando interna o externamente, se perciben incumplidos los compromisos asignados. Si se le pusiera música, ese episodio posiblemente sonaría como “Fallaste Corazón”, según se le oyó  entre otros al mexicano Antonio Aguilar ( https://www.youtube.com/watch?v=SZC9njtZ5D0 ).  Así sería además, por elemental dignidad, un eventual retiro de estos confines de José Luis Rodríguez Zapatero, después de la desautorización de su método mediador por el lado gubernamental que requirió sus oficios. 

Otra esperada renuncia sería la del propio conductor del régimen bolivariano,  al aumentar evidencias de alteración de resultados de la reciente votación nacional, denunciada hasta por la empresa “Smartmatic”, la cual  es señalada en la calle como el aval de chanchullos electorales anteriores. Dura disidencia manifiesta que disolvería la excusa para legitimar a la fuerza una asamblea nacional constituyente, fuera de la carta magna vigente.
















Ciertamente, el empoderamiento fallido aconseja la renuncia voluntaria o involuntaria  a encargos asumidos, según testimonió en “La Renuncia”  el poeta Andrés Eloy Blanco, el mismo venezolano célebre en el mundo por sus “Angelitos Negros”, recordado oportunamente hoy  a pocos días del 6 de agosto, fecha en que nació en 1896. En dos estrofas de ese poema, Blanco escribió:

“He renunciado a ti. No era posible.
Fueron vapores de la fantasía;
son ficciones que a veces dan a lo inaccesible
una proximidad de lejanía…

He renunciado a ti, y a cada instante
renunciamos un poco de lo que antes quisimos
y al final ¡Cuántas veces el anhelo menguante
pide un pedazo de lo que antes fuimos!



El artículo adosado forma parte de “Experiencias Mayores”, suplemento en el programa “Estamos en el Aire”, a las 4:30 de la tarde, cada sábado, por http://www.radiorumbos670am.com.ve/, en cuya discusión los interesados pueden tomar parte por los teléfonos +58 212 284.04.94 y 285.27.35, o mediante mensajes directos por Twitter, a Josué Fernández, @jodofeal, o aquí en www.comunicadorcorporativo.blogspot.com





28 de julio de 2017

REMORDIMIENTO SOCIAL

Comentarios,  testimonios, anécdotas, hechos destacados o simples opiniones, de gente con méritos para ostentar título de mayor -sin importar la edad-, pero tomando en cuenta la altura de sus contribuciones para redondear percepciones de oportunidades y problemas que se atraviesan en la vida diaria de cualquiera.

Nuestro deseo es que la discusión planteada en "Experiencias Mayores" crezca  con la participación de los seguidores invitados a conectarse al suplemento radiofónico a las 4:30 de la tarde, cada sábado, por http://www.radiorumbos670am.com.ve/, llamar a los teléfonos +58 212 284.04.94 y 285.27.35, o mediante mensajes directos por Twitter, a Josué Fernández, @jodofeal, o aquí en www.comunicadorcorporativo.blogspot.com

La música del suplemento, hoy tiene por título “La Vida no vale nada”, de Pablo Milanés, en versión de Soledad Bravo… Tema para tener muy presente por diversas razones, algunas de las cuales estaremos conversando en los minutos siguientes:


“EXPERIENCIAS MAYORES” se refiere este sábado a REMORDIMIENTOS SOCIALES, en momentos de gravedad sin precedentes en la vida nacional venezolana de los últimos veinte años. Remordimientos que afloran en la piel ciudadana unas veces por las omisiones, otras veces por los errores, en acciones o falta de ellas que terminan por  afectar a los demás, incluidas las propias personas desprevenidas, sus allegados familiares y amigos.

Los remordimientos sociales acumulados hasta el momento provienen en mayor grado de la condición de espectadores de gran parte de la población ante las muertes hasta ahora de un centenar de jóvenes guerreros, por la represión del régimen con armas de militares y de paramilitares, bajo sus órdenes. Los remordimientos aumentan igualmente al salir de esos sepelios injustos e inesperados, para comprobar además la suma diarias de cientos de presos políticos civiles, sometidos a torturas, celdas de castigos extremos, mediante decisiones de tribunales militares, y otros abusos por fuera de todas las previsiones legales.















El sacrificio de los valientes, y el llanto de familiares y amigos, se queda sin embargo en simples lamentos para la población restante, la cual quizás haya sido aludida en el lema “la Lucha de pocos vale el futuro de muchos” que daba aliento a Neomar Lander, manifestante de 17 años muerto en el municipio Chacao de Caracas, el 7 de junio pasado. En tales circunstancias el remordimiento  llega a brotar después, en algunos que llegan a sentirse  en la línea del tema “La Vida no vale nada” de Pablo Milanés, cantado al principio por Soledad Bravo. En adición, la impotencia se vuelve incontenible al registrar sucesos como los de Valencia, el jueves 27, cuando policías vestidos de civil asesinaron de 11 disparos a Leonardo González, quien en ese momento auxiliaba a manifestantes. El viernes 28 el infortunio alcanzó a Gustavo Villamizar, de 18 años, en el puente Alberto Adriani de San Cristobal…

A la memoria de Neomar Lander recién se le rindió homenaje en el lugar de su muerte, y ese recuerdo fue recogido en primera plana por el periódico Miami Herald, edición del lunes pasado. Estos casos dolorosos se siguen repitiendo en Venezuela, y el miércoles 26 se reportó el asesinato en las manifestaciones del puente 5 de Julio de Petare, del adolescente Jean Carlos Aponte,  de 16 años. El jueves fue otro adolescente, igual de 16 años, Gilinber Terán, el asesinado en el puente 9 de diciembre de El Paraíso. Lejos en el tiempo y la distancia, Winston Churchill se expresaba, pero con admiración, al sentenciar que "Nunca en el ámbito del conflicto humano tantos debieron tanto a tan pocos". Churchill tuvo una visión anticipada del fin del expansionismo de los nazis alemanes, al lograr la localización de los aviones atacantes antes de que hicieran daño. Ese milagro hecho venezolano, según lo profetizaría Neomar Lander, todavía está pendiente por ocurrir…


En esa misma onda de los resentimientos sociales probablemente se halla la inspiración de ayer y hoy de Pablo Milanés, de origen cubano, cuando encontró la letra y la música que oímos de  “La Vida no vale Nada” , hecha para exaltar la promesa del comunismo en su tierra… 

No obstante, el cantautor transitó de portavoz de la cultura oficial del castrismo en sus primeros años, a una posición crítica respecto al régimen comunista en las últimas décadas.

Del resentimiento al remordimiento, al arrepentimiento añadido,  como parece ocurrir así mismo en Venezuela, Pablo Milanés ha expresado hace nada en el periódico “El País” de España, que  "En Cuba es muy difícil que se altere cualquier cosa. El pueblo cubano es un pueblo adormecido por un sistema estancado, que es incapaz de aportar nada nuevo”…

“Experiencias Mayores” de hoy concluye proponiendo que, si existieran semejanzas para aprender en Venezuela, vale detenerse en Pablo Milanés que ahora ve “De un lado, el Gobierno de Cuba y, del otro, Donald Trump”. Pero, “Al final, la víctima es el propio país, que no es capaz de definir su propio futuro".

  
 

22 de julio de 2017

"Tierra de Gracia"

Comentarios,  testimonios, anécdotas, hechos destacados o simples opiniones, de gente con méritos para ostentar título de mayor -sin importar la edad-, pero tomando en cuenta la altura de sus contribuciones para redondear percepciones de oportunidades y problemas que se atraviesan en la vida diaria de cualquiera.

En el suplemento "Experiencias Mayores", de la revista "Estamos en el Aire", nuestro deseo es que la discusión planteada crezca  con la participación de los seguidores invitados a conectarse a a las 4:30 de la tarde, cada sábado, por http://www.radiorumbos670am.com.ve/, llamar a los teléfonos +58 212 284.04.94 y 285.27.35, o mediante mensajes directos por Twitter, a Josué Fernández, @jodofeal, o aquí en www.comunicadorcorporativo.blogspot.com

La música del suplemento esta vez será un tema que hace años es oración de los venezolanos en las encrucijadas, y que se escucha en marchas y emisoras de radio, haciendo coro multitudinario a una pieza de Yordano Di Marzo, que sirve de aliento en la lucha que no cesa porque “Algo Bueno tiene que pasar”…


“EXPERIENCIAS MAYORES”  se refiere este sábado a la etiqueta “TIERRA DE GRACIA”, con la que se ha nombrado en muchas ocasiones a Venezuela, y al supuesto destino afortunado que desde entonces encerraría la ocurrencia de Cristóbal Colón, durante su  tercer viaje, alrededor del 5 de agosto de 1498, al  llegar a Macuro, en la parte baja de la punta suroriental de la península de Paria. Ciertamente  ya van más de cinco siglos de malas y de peores, pero también salpicados de cosas buenas que el pueblo se ha ganado con sus luchas sin cansancio, frente a malhechores de variada calaña que aparecen de pronto como pestes en su historia.






Entre las cosas buenas recientes, ya en la historia de las hazañas populares, es necesario hoy y siempre el mantener viva la alegría, el compromiso y la clara determinación de siete millones y medio de venezolanos que el pasado domingo salieron de sus casas  a rechazar de forma ordenada, pacífica y pública el acoso dictatorial del régimen que da la espalda a las normas de bienestar, progreso y libertades para la mayoría. Aquí dentro, y en el mundo entero, es muy grande la admiración por ese acto de desobediencia civil, récord continental  debido a su enorme dimensión  a pesar de los pocos recursos y tiempo para celebrar esa jornada. La inmensa luz del pasado 16 de julio se ha convertido en el faro que iluminará cada trecho del camino por delante. 

Las nuevas bases para recuperar el entendimiento se están haciendo más sólidas desde entonces. Solo tres días después, los factores de oposición agrupados en la Mesa de la Unidad Democrática se comprometieron a conformar un gobierno de unión nacional como objetivo para alcanzar justicia social, atacar la crisis humanitaria por falta de medicinas y alimentos, el problema de la inseguridad por la delincuencia desbordada, y garantizar la gobernabilidad del país en caso de que se logre la salida del presidente Nicolás Maduro del poder. Elecciones primarias sin reelección inmediata para elegir al candidato reemplazante, naturaleza civil preponderante, se mencionaron igualmente como condiciones complementarias de los avances por alcanzar.

Al quinto día, vino la sesión especial de la Asamblea Nacional donde se juramentó a los magistrados del Tribunal Supremo de Justicia que harán relevo indispensable para que haya  un futuro de progreso y oportunidades para todos, donde tengamos una justicia al servicio de los venezolanos, donde todos seamos iguales frente a la ley…, según lo expresó el diputado Julio Borges, presidente del Parlamento. Ellos deberán poner fin a la justicia parcializada, amañada y cuartelaría con la que ahora se acosa a quienes piensan diferente a la minoría en el poder.

Desde el mediodía de este sábado, los venezolanos volvieron a la calle, en esta ocasión para expresar respaldo a los treinta y tres magistrados recién juramentados tras comprobar  requisitos de calificaciones profesionales e imparcialidad necesarios para ser miembro legítimo del máximo tribunal.


Pero, lamentablemente, las celebraciones están suspendidas por duelo porque por otra semana, el número de asesinados y heridos así como de presos políticos incomunicados continua creciendo entre los manifestantes pacíficos, por acción de los agentes de la represión, y de los grupos armados paramilitares que igualmente integran los combos de brutalidad Siglo XXI, en estos territorios que están por recuperar su status predominante de “Tierra de Gracia”. 

   
 

15 de julio de 2017

Experiencias Mayores: OBLIGACIONES

Comentarios,  testimonios, anécdotas, hechos destacados o simples opiniones, de gente con méritos para ostentar título de mayor -sin importar la edad-, pero tomando en cuenta la altura de sus contribuciones para redondear percepciones de oportunidades y problemas que se atraviesan en la vida diaria de cualquiera.

Nuestro deseo es que la discusión planteada crezca  con la participación de los seguidores invitados a conectarse al suplemento radiofónico a las 4:30 de la tarde, cada sábado, por http://www.radiorumbos670am.com.ve/, llamar a los teléfonos +58 212 284.04.94 y 285.27.35, o mediante mensajes directos por Twitter, a Josué Fernández, @jodofeal, o aquí en www.comunicadorcorporativo.blogspot.com


Tema Musical:
Yordano - Banda de los Sueños Clandestinos


“EXPERIENCIAS MAYORES” se refiere esta vez a OBLIGACIONES, un título que de solo oírlo puede causar molestias a la gente que evade responsabilidades, especialmente cuando tienen que escuchar reclamos por  faltas de cumplimiento a compromisos de familia, de afectos, de estudios, de trabajo.  Para colmo de asombro, esas mismas personas que en algún momento se hacen los locos con sus deberes, son a su vez las que peor  reclaman a los otros cuando se ven perjudicados con la falta de cumplimiento de acuerdos recíprocos.




Los acuerdos con los demás, formales o informales, escritos o sobreentendidos, así como el respeto a sus reglas y a los vencimientos estipulados, representan la base para vivir en paz y armonía con parientes, amigos, con vecinos, y con todos los ciudadanos con los que se comparte la escuela, el parque, una calle, o el país entero. El ponerse por fuera de los compromisos de cada cual, significa en la práctica cometer abusos que habrá que pagar tarde o temprano con la puerta en las narices de la negación de confianza para intentar nuevos acuerdos. A veces provocarían la protesta más o menos violenta según la gravedad de los atropellos causados, o sentencias de tribunales a pagar multas o prisión siempre que se trate de veredictos de jueces honrados, para evitar que la justicia se imponga por las propias manos de los afectados. ¡A la larga nadie saldrá impune!

Un ejemplo del significado del irrespeto a las obligaciones contraídas, muy en grande, se está viviendo en Venezuela ahora mismo con la pretensión de los funcionarios al mando del país de forzar un cambio de la Constitución Nacional. Se buscan mayores controles de la vida pública, y quizás hasta privada cuando se imponga prohibiciones, como en la Cuba comunista,  de elegir libremente carreras profesionales, alimentarse según gustos personales, sobrevivir a enfermedades con las mejores medicinas y tratamientos, o tener casa y familia, deseos imposibles para la mayoría. Aquí, los venezolanos ya estaban mal, pero  se les quiere empeorar con distintas reglas del juego, porque ya lo tienen perdido.

Para detener tales amenazas dictatoriales en extremo, una obligación al alcance de cualquier que pase los dieciocho años, con nacionalidad venezolana, se encuentra en la cita de este 16 de julio, hasta las 4 de la tarde, cuando hay que acudir a reclamar las libertades en riesgos y a afirmar la voluntad de la mayoría a ponerle fin al régimen implacable con las manifestaciones pacíficas, el asesinato y persecución de estudiantes y periodistas, y el aumento de los presos políticos.

El mundo entero debe saber sin lugar a dudas del SÍ CONTUNDENTE para impedir la realización de una Constituyente propuesta por Nicolás Maduro sin la aprobación previa del pueblo venezolano. EL SÍ CONTUNDENTE para exigir a la Fuerza Armada Nacional y a todo funcionario público obedecer y defender la Constitución del año 1999 y respaldar las decisiones de la Asamblea Nacional. EL SÍ CONTUNDENTE a la renovación de los poderes públicos de acuerdo a lo establecido en la Constitución vigente, y a la realización de elecciones libres y transparentes así como la conformación de un gobierno de unión nacional para restituir el orden constitucional.




“EXPERIENCIAS MAYORES” cierra  con breve nota que expresa que lo mejor de cumplir con  las obligaciones  es que también permite la recompensa de la obtención de derechos.